Ibiza

Ibiza es una isla de contrastes deliciosos. Cosmopolita y multicultural, pero apegada a sus raíces rurales. Bulliciosa y relajante. De fama global y a la vez desconocida. Un pedazo excepcional de Mediterráneo, al que muchos acuden con el reclamo de sus vibrantes noches, pero que ofrece muchos otros alicientes. Más de 18 km de playas de arena fina y aguas cristalinas, casas de un blanco puro, iglesias fortificadas o las inolvidables murallas de Dalt Vila, Patrimonio de la Humanidad.